Túnel Internacional Paso de Agua Negra: Conexión para el desarrollo

20 septiembre, 2017 707 0 0

 La iniciativa binacional de 13,9 kilómetros de extensión vinculará la provincia de San Juan en Argentina con la Región de Coquimbo en Chile. La obra será parte del Corredor Bioceánico que unirá la costa atlántica con el Pacífico, permitirá la exportación de materias primas trasandinas a Asia y facilitará el acceso chileno a la zona centro-norte de Argentina. Estaría concluida en 10 años, aproximadamente.

Por Victoria Hernández_Fotos gentileza CChC La Serena


La edificación de un túnel de casi 14 kilómetros para conectar por la Cordillera de Los Andes a la Región de Coquimbo con la Provincia de San Juan, es un proyecto de larga data que representa una gran obra cuya construcción demoraría alrededor de una década. Considera dos vías subterráneas, una en cada sentido, y se estima que traerá un fuerte impulso a la integración y conectividad entre Chile y Argentina, ya que será una ruta de uso permanente durante todo el año. Se prevé incluso que se establecería como alternativa al Paso Cristo Redentor de Los Andes, cuando este tenga inconvenientes.

A su vez, el Túnel de Agua Negra será una obra clave para que el Corredor Bioceánico entre Porto Alegre y Coquimbo se transforme en una arteria regional para la integración de esta zona del sur de América.

El costo de la iniciativa es de US$ 1.500 millones y será cubierto por un préstamo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), donde Chile responderá por el 28% de ese valor, mientras que Argentina lo hará por el 72% restante.

La idea del túnel fue planteada formalmente en 1998, pero fue recién en 2008 cuando se realizó un estudio conceptual. Posteriormente, en 2009 las presidentas de Chile y Argentina, Michelle Bachelet y Cristina Fernández, firmaron el Acuerdo de Maipú, que prioriza la concreción de este proyecto. En 2010 se formó la Entidad Binacional Argentino-Chilena Túnel Internacional Paso de Agua Negra (EBITAN) entre ambos países, con la idea de avanzar en la iniciativa.

Tras el llamado a precalificación, en mayo pasado se conocieron los diez consorcios internacionales interesados en construir esta obra. Estos representan a 29 empresas de diversos países, entre los que figuran España, China, Italia, Argentina y Chile. En septiembre se iniciaría el proceso de licitación.

El Túnel de Agua Negra reemplazará  la actual conexión internacional, ahorrando 60 kilómetros de recorrido. Considera la construcción de dos túneles paralelos de 13,9 kilómetros de longitud, uno para cada sentido de circulación. El 28% se ubicará en territorio chileno y el 72% restante en el argentino.

ALTA SEGURIDAD

El Túnel de Agua Negra reemplazará la actual conexión internacional, ahorrando 60 kilómetros de recorrido y considera la construcción de dos túneles paralelos de 13,9 kilómetros de longitud, uno para cada sentido de circulación: el 28% se ubicará en territorio chileno y el 72% restante en el argentino. El portal trasandino se ubicará a 4.085 metros de altitud mientras que el chileno lo hará a 3.620 metros de altura.

Entre sus principales características destacan calzadas de 7,5 metros de ancho, con espacios laterales para circulación peatonal y servicios, un trazado vial interior con curvas de muy altos radios y una altura de libre circulación vehicular de 4,80 metros. A su vez, la iniciativa considera galerías peatonales de conexión entre túneles para emergencias a lo largo de todo el trazado y de comunicación vehicular cada 1.550 metros.

Habrá también un centro integrado de control de tránsito para vigilar la seguridad y aspectos esenciales para la circulación, como ventilación, iluminación y visibilidad interior. Asimismo, estará equipado con sistemas de última generación para la detección automática de incidentes, junto con cámaras de televisión y servicios de comunicaciones.

AMPLIOS BENEFICIOS

Los alcances y beneficios que traería la construcción del túnel, uno de los más largos de Sudamérica, serán amplios. Para Martín Bruna, presidente de CChC La Serena, generará un fuerte impulso a la integración y conectividad, ya que será una vía de uso permanente entre la provincia argentina de San Juan y la Región de Coquimbo. “Se espera que pasen 2.000 vehículos diariamente por la Ruta 41 Ch, de los cuales 1.500 serán de carga”, afirma.

Desde el punto de vista comercial, el Túnel de Agua Negra se sumará al Corredor Bioceánico que unirá Porto Alegre en Brasil con Coquimbo en Chile, pasando por Argentina. La Seremi de Obras Públicas de Coquimbo, Mirtha Meléndez, destaca que “uno de los objetivos que permite el túnel es posibilitar la integración regional y el acceso a los puertos desde el Atlántico”. “De esa manera –agrega Martín Bruna- habrá una mejor perspectiva de exportación de minerales chilenos, granos argentinos y carnes brasileñas al Asia Pacífico”. Gracias al túnel, Chile tendrá acceso directo a todo el cordón productivo central de Argentina, siendo justamente allí donde se producen la mayoría de los granos de ese país, los cuales son un insumo esencial para la alimentación del continente asiático.

“Con el Túnel de Agua Negra no solo aumentaremos el transporte terrestre, sino que también el marítimo, dando espacio para generar un nuevo terminal portuario, probablemente en la comuna de La Higuera, ubicada al norte de la Región de Coquimbo. Así también se producirán desarrollos complementarios en carreteras, puertos secos y otros, por lo que habrá un crecimiento integral, lo que se traduce en inversión, mano de obra y desarrollo”, destaca el presidente de CChC La Serena.

Otro de los impactos que tendría el proyecto para la Región de Coquimbo será la opción de llegar por tierra durante todo el año (no solo en temporada estival) a un mercado importante de Argentina como es la Provincia de San Juan, con 800.000 habitantes y una fuerte producción minera, agrícola, vitivinícola y turística.

Finalmente, para el representante gremial uno de los aspectos con mayor potencial es la posibilidad de generar inversión inmobiliaria, atendiendo el interés de miles de familias que disfrutan de sus vacaciones o realizan otras actividades en la zona y que, con el levantamiento del túnel y la promoción turística y comercial, aumentarían su presencia considerablemente en el futuro.

 El túnel potenciará la integración y conectividad entre el Atlántico y el Pacífico, ya que será una vía de uso permanente. Se espera que circulen 2.000 vehículos diarios, de ellos 1.500 serán de carga.

 

Edición N°170, Agosto 2017

Tags: Argentina, Cámara Chilena de la Construcción (CChC), Chile, Túnel Internacional Paso de Agua Negra Categories: Regionales
Related Posts